domingo, 30 de diciembre de 2018

Balance del 2018

El 2018 fue un año de cambios en el ambiente laboral, de los cuales salí bien librada a pesar de haber tenido que transitar a través del rechazo y las descalificaciones (muchas de ellas rayando en la discriminación). Sin embargo, el haber vivido ese trago amargo me hizo conocer la verdadera cara de quienes me rodean, así como refrendar que no le debo nada a nadie y que soy el resultado de mi esfuerzo y dedicación. Pasado el trago amargo, como a los toros bravos, el castigo me ha revitalizado y me ha dejado lista para embestir al 2019. Aún cuando el panorama no se ve prometedor (especialmente por el escenario que nos plantea ya saben quién), yo tengo dispuesto un futuro en el que estaré cosechando mucho de lo que sembré en el 2018.

Afortunadamente, en este año obtuve reconocimiento a mi capacidad de lugares de donde no lo hubiera esperado. Inclusive, este año tuve una de las experiencias más gratificantes de mi vida profesional hasta ahora: dar una plática en la Academia de las Ciencias y Artes de Estados Unidos. Ese viaje a Washington sin duda me revitalizó y me abrió nuevas perspectivas. Igualmente, este año recibí el voto de confianza para seguir a cargo de la Secretaría Académica del Cinvestav Monterrey, lo cual en gran medida es un reconocimiento de que puedo seguir contribuyendo a nuestra excelencia institucional.

Igualmente, en el plano personal, el 2018 me llenó de satisfacciones al permitirme disfrutar ampliamente de las cosas que me apasionan, así como experimentar cosas nuevas. Hablando de las cosas que más me emocionaron este año, podría destacar dos: mi viaje a Las Vegas para ver en vivo a U2 y mi viaje de cumpleaños a la Ciudad de México, el cual coincidió con la Marcha de la Diversidad. Así pues, en el balance final puedo decir que el 2018 fue un año complicado que me dejó por igual mucho aprendizaje y satisfacciones.

Finalmente, en cuestión de imagen, el 2018 resultó en un año bastante divertido y de bastante experimentación. Eso me hizo difícil elegir una foto que destacara la experiencia de este año. Sin embargo, aquí les dejo la tradicional foto del año que se acaba. ¡Feliz Año Nuevo a todas y todos!